Sep 21, 2018

Moler y una charla imperdible con los alumnos de la UTN


Categoría: Novedades

 

Emilce es una de las víctimas de lo ocurrido el 16 de septiembre de 1976 en la ciudad de La Plata, hecho del cual sobrevivieron Patricia Miranda, Gustavo Calotti y Pablo  Díaz. Fue secuestrada cuando tenía 17 años y era militante de la Unión de Estudiantes Secundarios (UES). Permaneció en centros clandestinos, en la cárcel de Villa Devoto y con libertad vigilada hasta sus 20 años. María Claudia Falcone, María Clara Ciochini, Horacio Ungaro, Claudio de Acha, Daniel Racero y Francisco Muntaner continúan desaparecidos.

En este encuentro estuvieron presentes el Decano de la UTN Facultad Regional Santa Cruz, Lic. Sebastián Puig; el Rector de la Universidad Nacional de la Patagonia Austral,  Ing. Hugo Rojas; la Presidente del Consejo Provincial de Educación (CPE), Lic. María Velázquez; la Secretaria de Estado de Derechos Humanos de la Provincia de Santa Cruz, Nadia Astrada; autoridades y alumnos de esta casa de altos estudios. 

Acompañada por el  Lic. Puig, quien agradeció su presencia esta tarde, sostuvo “recibir en la Facultad a Emilce Moler, no solo será un honor para nuestra casa, sino que nuestra comunidad educativa tendrá la experiencia de escuchar el testimonio de una sobreviviente uno de los sucesos más cruentos de la historia argentina en lo político, en materia de derechos humanos y también en materia económica”.

Seguidamente, la Presidente del CPE, a través de la Resolución Nº 1826/8 considerando la Ley Nacional Nº 27.002, que instituye el día 16 de septiembre como Día Nacional de la Juventud en conmemoración de la denominada “Noche de los lápices” ocurrida en 1976, realizó una distinción a la Doctora Moler por su trayectoria de lucha por los Derechos Humanos y por la Educación Pública.

Así mismo, Puig manifestó que ”la UTN a pesar de ser una universidad asociada a las ciencias duras, es una universidad por origen y concepción obrera, pensada para los trabajadores. Siempre estamos abiertos a estos espacios de reflexión y mucho más con alguien como Emilce quien es profesora de Matemática, Máster en Epistemología y Doctora en Bioingeniería”.

“Algo estamos haciendo mal en la toma de nuestra democracia. Tenemos que seguir hablando para entender este presente. Dijimos Nunca Más, sin embargo nos siguen sucediendo cosas. Hay matrices que se sostienen y que siguen violando los derechos humanos”, inició Moler refiriéndose a las tantas desapariciones en los últimos tiempos de democracia y las torturas que se viven en las cárceles, situaciones que no sólo existieron en épocas de dictadura sino que continúan presentes. “Entonces ¿por qué hay hablar después de tantos años de eso? Para ver qué hacemos con ese pasado y como lo resignificamos en este presente” continuó la doctora.

También habló de la educación, del valor de la palabra, de la intolerancia entre las diferentes esferas sociales, políticas, económicas, y de la grieta y desvinculación de los hechos históricos que son “icono” en materia de Derechos Humanos en nuestro país, y que mucha gente las respeta, las valora por su carga emotiva, pero que actualmente no condicen con el respeto y el valor que se le da “al otro” que es diferente a uno mismo. “Ponete en el lugar del otro. No esperes que te toque sufrir una situación para sensibilizarte” manifestó en su charla.

Finalizando su disertación, la Doctora agradeció la presencia de todos los alumnos y de las autoridades presentes, a quienes motivó a continuar con estas actividades  llamando especialmente a los jóvenes  a la reflexión diciendo “ el pasado no ha pasado. El pasado se representa en este presente de una manera distinta. Esto nos costó mucho y hay que defenderlo, y como siempre digo, pensando en el otro, en el que no tiene y es por eso que nosotros militamos. El mejor homenaje para los compañeros que no están es pensar en los más humildes”.